CALVO PÉREZ, Remedios
Altea / La Marina Baixa
Natural y vecina de Altea, de 54 años. En septiembre de 1944 la Guardia Civil informó al Gobernador Civil de su regreso desde el exilio en Francia y de la indignación reinante en la población porque durante la guerra se había significado por su propaganda en favor de partidos de izquierda y porque tenía gran predicamento entre "los elementos de su ideología"". El Gobierno pidió un informe más concreto: se le acusó a haberse posesionado violentamente de la Central Telefónica de Altea, al frente de la cual quedé una sobrina suya, llamada Carmen -que se encontraba en el extranjero- y por su iniciativa, se obligó a personas de derechas a cavar una zanja en la playa del Albir por si desembarcaban tropas nacionales. Desde el Consulado de Lyon regresó a España por Port-Bou y llegó en abril del pasado año 1943. Fue sometida a procedimiento militar, pero fue absuelta en junio de ese año (Fuente: AHPA. Legajo 1037). "